En la naturaleza las suricatas son expulsados de su grupo cuando envejecen sobre los 8 años, Willson vivió 22 años cautivo, y solo desde 2014. Fallece en noviembre de 2021.